TEST: Sillín Selle Italia SP-01 Boost

Selle Italia SP-01 BoostLos sillines SP-01 de Selle Italia han supuesto una revolución por sus formas únicas y el concepto novedoso que han introducido. La marca italiana, lejos de conformarse con esta propuesta, ha seguido trabajando en ella para ofrecer más opciones al consumidor. El resultado es el nuevo SP-01 Boost.

Empezaremos recordando las claves del Selle Italia SP-01, el primer modelo de esta gama, que probamos el pasado año. Su parte trasera con los dos lados separados es su gran innovación. Gracias a ello, los laterales del sillín, que están unidos por la punta y los raíles, se mueven de forma independiente, adaptándose al pedaleo del usuario.

Selle Italia SP-01 Boost saddleEsta ligera oscilación del sillín (‘suspensión link movement’ denomina Selle Italia a esta tecnología) proporciona un más que notable confort sobre la bicicleta y una buena amortiguación de las irregularidades del terreno. Las sensaciones en las primeras salidas pueden resultar un poco extrañas, pero enseguida te habitúas a ello y te beneficias de sus virtudes. En la gran comodidad del SP-01 tiene también mucho que ver la gran apertura central Superflow, que evita la presión en las partes blandas.

Estas características se mantienen también en el SP-01 Boost, cuya construcción sigue el mismo concepto que su predecesor. ¿En qué se diferencia entonces este nuevo modelo? Principalmente en su punta, que es mucho más corta: 3,8 centímetros, nada más y nada menos.

Menos es más

Selle Italia SP-01 Boost sillínCon 25 cm de longitud, el Selle Italia SP-01 Boost se puede considerar un modelo compacto o corto. Este tipo de sillines está bastante de moda últimamente y le otorga unas prestaciones diferentes a las del SP-01 ‘largo’. Mientras que en éste último el ciclista puede moverse a lo largo del sillín con mayor facilidad y adoptar diferentes posiciones en él, la versión Boost está más dirigida a aquellos usuarios que opten por posturas más agresivas y estáticas sobre la bici.

Si pedaleas echado hacia adelante en busca de aerodinámica o para mantener una cadencia elevada, este sillín puede ser una buena opción. Por el contrario, al tener una nariz más corta, algunos ciclistas acostumbrados a sillines más largos pueden perder en estabilidad o manejabilidad en terrenos como los descensos.

Todo esto le da un carácter un poco más deportivo, a nuestro entender. Además, al ser más corto, la flexión de los laterales es ligeramente menor, por lo que su carcasa también nos ha parecido un tanto más rígida y adecuada para ciclistas potentes que quieren aprovechar al máximo cada pedalada.

SP-01 Boost Selle Italia saddlePese a ello, el SP-01 Boost nos parece igualmente un sillín muy confortable que no tiene nada que envidiar en este aspecto al SP-01 original. Simplemente ambos ofrecen ligeras diferencias para distintos tipos de ciclistas. Además, quizás para compensar esta menor flexión de la carcasa en su parte trasera, Selle Italia ha dotado al SP-01 Boost de un acolchado un tanto más generoso.

Este último aspecto es seguramente el motivo por el que la versión Boost, pese a ser más corta, no es siempre más ligera. De hecho, si comparamos las variantes equivalentes de ambos modelos, las cifras varían en apenas unos gramos según cuál enfrentemos, aunque podemos decir que estamos en cualquier caso ante un sillín considerablemente liviano (entre 163 y 218 gramos, según versión).

Otro aspecto a destacar en cuanto a la ergonomía del SP-01 Boost es que, como es habitual en Selle Italia, se ofrece en dos anchuras diferentes para que cada ciclista encuentre la que mejor se adapte a su fisionomía: S (130 mm) y L (146 mm), que corresponden a la clasificación idmatch S3 y L3 de la firma trasalpina.

SP-01 Boost Selle ItaliaComo tampoco podía en de otra forma en Selle Italia, los componentes del SP-01 Boost son de primera, desde su suave cubierta de Fibra-Tek hasta el material de los raíles de sus diferentes versiones.

Cómodo, deportivo, ligero y con una construcción excelente, este nuevo sillín de carretera Selle Italia nos ha gustado también por su estética vanguardista. Entendemos que su imagen puede chocar a algunos y sobre gustos no hay nada escrito, pero sin duda se trata de una propuesta única.

Su precio, sin ser excesivo ni mucho menos, puede ser algo más elevado que el de otros rivales en el mercado, aunque hay que remarcar que estamos ante un sillín innovador y totalmente diferente a cualquier otro modelo.

Versiones

El sillín Selle Italia SP-01 Boost se encuentra disponible en tres versiones diferentes, cuya principal diferencia es el material de sus raíles y, por lo tanto, el peso y el precio:

Selle Italia SP-01 Boost Kit Carbonio SuperflowSP-01 Boost Kit Carbonio Superflow

Peso: S 163 g / L 166 g
Cubierta: Fibra-Tek
Raíles: Carbon/Keramic Ø7×9 mm
Precio: 269,90 €

Selle Italia SP-01 Boost TI316 SuperflowSP-01 Boost TI316 Superflow

Peso: S 191 g / L 194 g
Cubierta: Fibra-Tek
Raíles: TI 316 Tube Ø7 mm
Precio: 189 €

Selle Italia SP-01 Boost TM SuperflowSP-01 Boost TM Superflow

Peso: S 213 g / L 218 g
Cubierta: Duro-Tek
Raíles: Manganese Tube Ø7 mm
Precio: 124 €

 VALORACIÓN

+ Positivo: Comodidad · Deportividad · Estética

– Negativo: Precio · Control en descensos

Galería de fotos

 

Autor: Fran García

Compartir este artículo en
468 ad

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest

Share This