TEST: Sillín Prologo Scratch M5 PAS

Prologo Scratch M5 PAS testEl Prologo Scratch M5 es uno de los sillines para ciclismo de carretera más llamativos del momento gracias a sus excelentes prestaciones y características. Para confirmar sus virtudes, hemos probado la versión con apertura central, el Scratch M5 PAS, que nos ha parecido sencillamente espectacular.

Si por algo destaca este sillín desde el primer momento es por su comodidad. Sin tener un acolchado excesivo, sus formas ligeramente redondeadas se adaptan perfectamente a tu pedaleo para hacer que te olvides de él nada más subes a la bicicleta y permitirte rodar rápido sin interferencias. Como siempre decimos, este tipo de componentes es muy personal y, por su anatomía específica, cada ciclista puede encajar mejor o peor en él, aunque estamos seguros de que su ergonomía gustará a la mayoría.

Una de las claves de su confort es la novedosa tecnología MSS (Multi Sector System), desarrollada conjuntamente con el Politecnico di Milano. Ésta consiste en la división del sillín en cinco zonas, cada una de las cuales dispone de un acolchado y estructura específicos. Gracias a ello, el Scratch M5 PAS se muestra estable y rígido cuando necesitamos un apoyo firme, a la vez que acompaña al pedaleo del ciclista con una mínima flexión en la punta y los laterales.

Prologo Scratch M5 PAS sillínLa distribución de la presión a lo largo del sillín es muy buena, lo que nos ayuda a pasar más tiempo sobre la bici sin notar molestias. En nuestra opinión, la versión con sistema PAS (Perineal Area System), es decir, apertura central, refuerza estas virtudes y mejora aún más la comodidad de este sillín de la marca italiana.

Con unas medidas de 250 milímetros de longitud y 140 mm de anchura, estamos ante un modelo no muy largo, como es tendencia hoy en día, pero que permite adoptar diferentes posiciones y movernos en él con soltura. El Scratch M5 PAS tiene la punta hacia abajo y la parte trasera ligeramente levantada para proporcionar un mejor apoyo y ayudarnos a adoptar una postura más agresiva y empujar cuando queremos pedalear más fuerte, lo que refuerza su deportividad.

Su base de carbono asegura firmeza y, junto al resto de componentes que lo forman, aporta una más que correcta absorción de las vibraciones que transmite el terreno. Ésta asoma por la parte posterior y el interior del canal central, lo que le da al sillín una imagen moderna y original. En este sentido, la llamativa estética del Prologo Scratch M5 PAS puede chocar a los ciclistas de gustos más clásicos, pero a nosotros nos ha gustado mucho y creemos que aporta un toque de clase a cualquier bicicleta.

Prologo Scratch M5 PAS TiroxLa versión que hemos probado incorpora raíles redondos de Tirox, una aleación de aluminio y acero, de 7 mm de diámetro. Con ellos, el Scratch M5 PAS pesa 185 gramos, una cifra muy contenida. El sillín también está disponible con raíles ovalados de carbono Nack (de 7×9,3 mm), que rebajan el peso 56 g hasta los 129 g, pero su precio es bastante superior: 199 euros esta última versión por 135 € la de Tirox. Por todo esto, pensamos que la versión que hemos probado es la más equilibrada y competitiva, con un precio nada elevado dadas sus virtudes, así como un peso bastante ligero. De todas formas, es bueno tener diversas opciones para que el usuario pueda elegir: con diferentes raíles, apertura central o no, y en color blanco o negro.

Como explicamos recientemente, esta temporada 2020 los numerosos equipos que patrocina Prologo (Astana, Bahrain-McLaren, UAE Team Emirates, EF Education First, Groupama-FDJ, Burgos-BH, Fundación Euskadi-Orbea, Total-Direct Energie…) han apostado mayoritariamente por usar el Scratch M5 entre los muchos modelos que ofrece la firma italiana, lo que también es una clara muestra de su deportividad y prestaciones.

Prologo Scratch M5 PAS saddlePor ejemplo, hablamos hace poco sobre él con Iván Velasco, Performance Manager del Astana, que nos comentó que “alrededor del 80% de los corredores del equipo han elegido el Scratch M5, ya sea con apertura central o no. Les ha gustado mucho porque ofrece un buen apoyo y reparte la presión de forma óptima”. Si le gusta a profesionales de la talla de Miguel Ángel ‘Superman’ López, Jakob Fuglsang, Luis León Sánchez, Omar Fraile o los hermanos Izagirre, no es de extrañar que nos guste también tanto a nosotros.

Pocas veces damos cinco estrellas a un producto en un test, pero sinceramente creemos que el sillín Prologo Scratch M5 PAS las merece por sus prestaciones, las sensaciones que proporciona y su precio contenido.

 VALORACIÓN

+ Positivo: Confort · Deportividad · Versiones

– Negativo: Nada a destacar

Galería de fotos

 

Autor: Fran García

Compartir este artículo en
468 ad

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.