TEST: Mochila Brooks Sparkhill

Brooks SparkhillBrooks England es una marca con gran solera en el sector del ciclismo. Conocida especialmente por sus ya míticos sillines clásicos de cuero, esta firma también cuenta en su catálogo con otros interesantes productos. Entre ellos se encuentra una extensa gama de mochilas y bolsas de transporte a la que esta temporada se han incorporado novedades como la Sparkhill, perteneciente a la nueva colección Discovery.

Esta elegante mochila está pensada tanto para llevarla cuando nos movemos en bicicleta por la ciudad como cuando nos bajamos de nuestra montura. Gracias a su estética casual, la Brooks Sparkhill no desentona en ninguna situación: salidas recreativas, en el trabajo, si vas de compras…

Su diseño discreto esconde numerosos detalles prácticos, desde su tejido a prueba de agua a las cremalleras YKK también impermeables, por lo que no nos tiene que preocupar si nos sorprende la lluvia con ella a la espalda. Pese a ser completamente negra, proporciona una notable visibilidad gracias a su panel frontal reflectante, que nos permite circular de forma más segura.

Brooks Sparkhill backpackOtro de sus fuertes es sin duda su gran capacidad, ya que esconde numerosos compartimentos, muchos de ellos con cremalleras propias para ordenar y asegurar el contenido: el frontal extensible que incluye a su vez otros cuatro espacios, el interior dividido en dos partes, uno acolchado en la espalda para un ordenador portátil, los dos laterales o el superior para pequeños objetos. A este respecto cabe decir que Brooks ofrece este modelo en dos tamaños: 22 litros (50 centímetros de altura, 32 cm de anchura y 14 cm de profundidad) y 15 l (46 x 28 x 13 cm). El primero pesa 1.150 gramos y el segundo, 1.000 g.

Tanto la parte en contacto con la espalda como las tiras son acolchadas para un mayor confort. Obviamente no son tan ventiladas como las de mochilas 100% deportivas, pero tampoco penalizan en exceso en este aspecto teniendo en cuenta que es un modelo para ciclistas urbanos.

Brooks England SparkhillLos acabados y materiales son de primera, con elementos que denotan calidad, como las hebillas y tiradores de las cremalleras de aluminio, así como el propio logo de Brooks. El cuidado estampado interior de la Sparkhill también denota que estamos ante un producto Premium.

Además del peso un poco elevado y la por otra parte lógica menor ventilación de la espalda, poco más se puede achacar a esta mochila. Quizás también que por sus materiales es un poco dura, aunque esto es cuestión de gustos.

Eso sí, el precio no está al alcance de todos los bolsillos ni mucho menos: la versión de 22 l de capacidad cuesta 190 € y la de 15 l, 170 €. Por lo tanto, quien compre la mochila Brooks Sparkhill podrá presumir también de exclusividad.

 VALORACIÓN

+ Positivo: Diseño · Calidad · Compartimentos

– Negativo: Peso · Ventilación · Precio

Galería de fotos

 

 

Autor: Judith Viaño

Compartir este artículo en
468 ad

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest

Share This